Tag Archives: ITF

Luis Horna, un deportista de hierro

5 Sep

“Es el momento de empezar a ser una persona normal”, decía Luis Horna en 2009, cuando decidió colgar definitivamente la raqueta. A los 29 años, el nomadismo del circuito y el entrenamiento de alta competencia habían saturado al mejor tenista peruano de los últimos años. Quería tener más tiempo para disfrutar con su familia. Tenía la necesidad de enfocarse en otras cosas. Además, las molestias físicas fueron un condicionante para sentarse en aquella conferencia de prensa realizada durante el Challenger de Lima y, entre lágrimas, comunicar que su carrera profesional ya era parte del pasado. Ahora, cinco años más tarde, el ex tenista de 34 años continúa exigiendo su físico al máximo, incluso más. En el triatlón, Horna encontró la manera de suplir la adrenalina con la que convive un deportista de alto rendimiento. Simplemente, una adicción.

CBbfRuKWcAIimja

“En un principio terminé agobiado de todo tipo de competencia y no busqué mucho porque no sentía la necesidad”, le dice Horna, desde Lima, a EfectoTenis. Una vez consumado su retiro, el ex 33° del ranking ATP probó con el golf, donde llegó a tener un hándicap de cuatro y, según sus palabras, “un nivel decente”. A mediados de 2014 ansiaba con encontrar una disciplina que pudiera reemplazar la adrenalina y la competencia que tanto estaba extrañando. Gracias a un amigo de toda la vida ingresó en el universo del triatlón, una actividad que lo desvela.

CDkebrmWoAEw9gb

Todos los días, a las 3:45 de la mañana, Lucho salta de la cama para correr o pedalear con su grupo de entrenamiento. El objetivo requiere un sacrificio titánico. Competir en el “Iron Man”, una de las competencias de triatlón más exigentes del mundo, no es para nada sencillo. Hasta ahora, Horna compitió en dos medios “Iron Man”, es decir, la mitad del total que comprende la carrera. La primera fue en su ciudad, en Lima, donde tardó 5 horas y 29 minutos. La última, en Manta, Ecuador, donde mejoró su tiempo a 5h 23′.

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=HiB9B30x1NA&feature=youtu.be]

“Todo empezó como un hobby, pero este año realmente se convirtió en algo más. Ya tengo metas un poco más altas y me gustaría convertirme en un atleta competitivo a nivel nacional. Tengo muchos años para aprender y muchos kilómetros más que recorrer. Mi meta en medio Iron Man es bajar las cinco horas el próximo año, y para noviembre de 2016 voy por el completo, probablemente en Cozumel”, relata el ganador de dos títulos ATP y del doble de Roland Garros 2008, obtenido con el uruguayo Pablo Cuevas.

luis-horna-en-roland-garros-79090-jpg_600x0
Tres campeones de Roland Garros: Horna, Cuevas y en el centro el ecuatoriano Andrés Gómez.

EfectoTenis: – Nadar, pedalear y correr durante un total de más de cinco horas. ¿Alguna vez pensaste que ibas a hacer esto?

Luis Horna: – ¡Esa es la parte más sorpréndete de todo esto! Cuando jugaba al tenis no destacaba por ser muy fuerte mentalmente hablando. Al contrario fui un jugador que trabajo duro, que le pegaba fuerte a la pelota, pero la cabeza y falta de tranquilidad me jugaba en contra. Ahora me dedico a la disciplina más dura que hay, y una de las cosas en las que más fuerte me siento es en la parte mental (risas).
Ese fue el desafío. Demostrarme a mí mismo que lo puedo hacer.
También, hay un tono familiar en todo esto. Quiero demostrarle a mis hijos que uno puede cambiar y que no solo ganando se triunfa en la vida.

a_horna_luis_ht
Su primer título ATP, en Acapulco 2006.

CH-mSNyWUAAnxr8

ET: – Viendo la exigencia de estas pruebas, ¿sos un adicto a la competencia?

LH: – Definitivamente hay un toque de adición en todo esto. No hay forma de cambiar tu vida por completo si no fueras adicto. No sé si es a la competencia… yo no compito con nadie, o mejor dicho compito con esa voz que te dice que ya no puedes más.

Et: – A pesar que en el tenis, por lo general, son menos horas en cancha. ¿Es más desgastante? ¿Desde lo mental, hay otro deporte más duro?

LH: – Es mucho más duro que el tenis. No hay comparación. Es otro tipo de sufrimiento, aparte acá realmente puedes poner en riesgo tu salud, tienes que estudiar, aprender a alimentarte, cuidar tu cuerpo, tu descanso. En fin, son muchas cosas que lo hacen más complejo.

CMkzk81WcAAXfTn

B-ZYVdVIgAA04wO
Lucho, de los que va al gimnasio y hace piernas (?).

Hace cinco años atrás, en aquella emocionante conferencia de prensa, Horna señalaba que era el momento para empezar a ser una persona normal. ¿Lo es ahora? “No tiene nada de normal despertarte todos los días a las 3:45 y juntarte con unos locos a correr o pedalear. Pero qué te puedo decir, llena el espacio que necesitaba  y estoy enamorado de esta disciplina”, concluye el peruano, un verdadero deportista de hierro.

B30oZRVIMAA7pi5

10931088_10202913698242837_1938276131004401373_n
Luis, Erika y sus tres hijos.

//platform.twitter.com/widgets.js

Anuncios

Tenis en primera persona

3 Sep

La velocidad de pelota que maneja un digno jugador de fin de semana obviamente está lejos de la media de cualquier tenista profesional. Ante la imposibilidad técnica (y de talento) de alcanzar esos altísimos niveles de intensidad, queremos que aunque sea puedas ver cómo sería esa experiencia. Sabemos tus limitaciones (?), por eso te presentamos al “tenis en primera persona”.

IMG_9800
Juan Pablo Paz y la GoPro.

IMG_9801
El santafesino Dante “Tanque” Gennaro en plena grabación.

Lejos del marketing que ofrece la Euroliga de básquetbol, que instaló una cámara en la remera de los árbitros, en EfectoTenis no dejamos de innovar con la vasta (?) tecnología que tenemos a nuestro alcance. En las misioneras canchas del Itapúa Tenis Club ajustamos una GoPro a la frente de dos jugadores profesionales que gentilmente pelotearon un rato. Juan Pablo Paz (504°) y Dante Gennaro (1020°) te ayudan a imaginarte cómo sería jugar tenis de primer nivel.

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=cypFhbp6Wzk]

En Misiones, la suerte es chilena

31 Ago

– Che, ¿viste al chileno?
– Sí, ¿qué pasa?
– El viejo ganó la lotería.
– Me estás jodiendo, ¿de verdad?
– Sí, dicen que dos veces.

11377192_1600755300203438_2871603789396119002_n

Durante los dos días de cobertura de EfectoTenis en Posadas, esta conversación fue recurrente. En los pasillos del Itapúa Tenis Club circulaba el rumor que el padre del chileno Michel Vernier había ganado la lotería. Algunos decían que una vez, a otros les había llegado el dato que la suerte había aparecido en dos oportunidades. ¿Mito o verdad? Develemos el misterio (?).

Ganar-la-lotería

“Eso es lo que dicen”; “Sí estoy seguro, viejo”, eran otros de los testimonios que recorrerían las instalaciones del céntrico club misionero. Sin embargo, este secreto a voces nunca había sido chequeado por los integrantes del mundo del tenis. Nadie se había animado a preguntarle al oriundo de Santiago de Chile, pero todos daban por sentado que los Vernier tenían la fórmula para ganar el Quini (?).

11828612_1623306647948303_4018246264314575587_n

“No sé quién habrá inventado eso. Lo vengo escuchando hace cuatro años. En Chile arrancaron. No sé a raíz de qué. Obviamente, cero. De lo contrario estaría jugando en Europa sin importarme nada. De tanto que lo dicen, ojalá me la pudiera ganar”, le dice a EfectoTenis Michel Vernier, finalista del Future celebrado en Posadas.

Con su modulación veloz, digna de un auténtico chileno, el trasandino de 21 años relata que esta elucubración no lo afecta en la relación con los otros tenistas. Según Michel, nadie lo mira raro. “No hay que darle bola, tampoco. En definitivamente es un rumor que no me molesta en absoluto. Es chistoso. Más que nada me da risa. Tengo re buena onda con todos así que no pasa nada”, aclara.

DCIM105GOPRO

No obstante, el joven que alcanzó la definición atravesando la clasificación (ganó siete partidos hasta perder con Patricio Heras), arremete: “Nunca me lo han preguntado. Nunca me han dicho ‘Oye, ¿tú la ganaste?’”. Tal vez, al no aclararlo, lo que comenzó como un secretito terminó en un mito dentro del microclima que se vive en los Futures sudamericanos.

Si fuese verdad, y los millones estuvieran en su cuenta bancaria, Vernier no cambiaría nada de su vida. Así está más que bien. “Seguiría viviendo mi vida normal. El tema de la plata no te soluciona la vida. Te ayuda, pero sería un peso menos durante las giras”, relata.

EfectoTenis: – Ponele que es verdad y me tenés que dar seis números, ¿cuáles serían?

Michel Vernier: – No te los daría (risas).

ET: – Daaale.

MV: – Bueno. 1, 7, 3, 4, 10 y 12. Si te lo ganás me tienes que dar la mitad a mí.

11825013_578764485594646_8873316030693136384_n

LA MEJOR SEMANA DE SU CARRERA

Previo al comienzo del Future de Posadas, Michel Vernier (1141° ATP) nunca había alcanzado los cuartos de final de un torneo de esta categoría. Hasta el momento, su carrera no era más que  luchar en las qualys, pequeña competencia previa que otorga lugares para el cuadro principal.

11822596_578764865594608_2976802619576010038_n

De hecho, la relación entre Vernier y el tenis es reciente. Hasta los quince años jugó al fútbol en las divisiones inferiores de Audax Italiano. De allí se fue porque no le gustaba el entorno, donde sus mismos compañeros robaban dentro del vestuario. Según una anécdota que relata, el entrenador que lo dirigía en el club de “Los Tanos” le dijo que para jugar al fúlbo (?) tenías que ser pobla, término equivalente al lunfardesco villero. “Arranqué a jugar al tenis y no paré. De una al profesionalismo”, señala Michel.

11866247_578764412261320_8291515668994030600_n

Volviendo a Misiones, el aire del Litoral le sentó bien y, viniendo desde la clasificación, alcanzó la final. En el camino eliminó al primer preclasificado, el guatemalteco Christopher Díaz-Figueroa (404°), al japonés Uchida (570°) y al argentino Hernán Casanova (475°), entre otros.

“Fue una semana súper linda. Me sentí súper cómodo. Gané buenos partidos y hubiese sido mejor aún cerrarla siendo campeón. Así es este deporte… Tuve mis chances, pero no las pude aprovechar. Sabía que con (Patricio) Heras iba a ser un partido duro”, comenta con sencillez Vernier, que en Posadas casi se gana la lotería tenística.

Fotos: Le Tenisse / Sebastán Capristo y El tenis que no vemos / Mercedes Fuentes.

El tenis en cámara rápida

1 Jul

Los aplausos son tímidos. Casi por cortesía. Los espectadores no parecen estar convencidos en chocar las palmas de sus manos. Lo hacen por respeto, por costumbre. Sin dudas no están maravillados por lo que están viendo. En la tercera rueda del Masters 1000 de Madrid, Milos Raonic tarda un poco más de un minuto y medio en liquidar su juego de servicio ante Leonardo Mayer. Un punto medianamente disputado –con apenas cuatro golpes-, un saque ganador y dos aces sirven para que el canadiense cierre un impecable game ante el correntino. La potencia del engominado norteamericano domina al argentino y, al mismo tiempo, aburre al público.

CEbvvw3WIAEnpDJ

A falta de cubrir el torneo más importante que se disputa en España, integrante de la gira previa a Roland Garros, EfectoTenis, a partir de un video publicado por un espectador, interpreta las sensaciones del público. “Ni la ha visto”, dice con tono eshpañol  (?) quien filma el video. El aficionado ha sido atinado con su espontáneo comentario. Mayer no llegó ni a moverse ante el segundo ace del norteamericano.

“Vamos Rafa”, grita con humor otro espectador dentro de la Caja Mágica, el hermoso predio donde se lleva a cabo el torneo madrileño del cual es dueño el rumano Ion Tiriac. Ante el apático estilo que impone el canadiense con raíces montenegrinas, los chistes son un salvavidas, un despertador para no caer en el aburrimiento y la monotonía que ofrece  el espectáculo deportivo. De hecho, en aquella contundente victoria de Raonic, ambos jugadores solo disputaron cuatro puntos con más de nueve golpes. Un dato que evidencia un estilo que cada vez toma más vigor en el circuito ATP. Ah, y todo esto sobre polvo de ladrillo, la superficie más lenta de este deporte, en donde los peloteos largos suelen ser predominantes.

38328-0000

¿Es el tenis cada vez más aburrido? ¿Cuánto más fuerte se podrá sacar? ¿Las nuevas generaciones vienen en tamaño XXL? ¿Los jugadores tienen menos variantes? ¿Los torneos sobre polvo de ladrillo seguirán disminuyendo? ¿Habrá que cambiar los tradicionales gorros panameños por cascos para ver tenis en primera fila? (¿) Interrogantes. Cinco tenistas con experiencia dentro de los cien mejores del mundo dan su parecer sobre estos asuntos. Algunos de ellos, más audaces en sus repuestas, se animan a proponer posibles soluciones a estos asuntos.

09-nene-durmiendo__xxxl

 

CI1wyFSWgAAymaH

“Es difícil predecir que va a pasar en los próximos años pero definitivamente los chicos son cada vez más altos. Entonces, todos tienen grandes saques y los partidos son más cortos, no como ocurría algunos años atrás. Veremos, veremos”, dijo el checo Jiri Vesely, durante su paso por Buenos Aires, mientras disputaba el Argentina Open. Vesely, una voz autorizada para opinar sobre el recambio del tenis mundial. Con apenas 21 años, el nacido en Prostejov ya ganó su primer título ATP –en Aukland y viniendo desde la qualy- y es el tercero más joven dentro del Top 50 del ranking.

efe vesely
Vesely. / Ph: EFE.

Otro que se suma al debate propuesto por el blog durante la labor en el ATP de Buenos Aires es el veterano Jarkko Nieminen. Para el finlandés, actual 92 del ranking, sus colegas cada vez vienen más corpulentos y con mejor movilidad. “El tenis está siendo cada vez más físico. Hay más jugadores altos y grandotes que se mueven muy bien y juegan desde la línea de base, como Del Potro, Berdych. Grandes hombres que se mueven muy bien en el fondo de la cancha”, comenta el veterano de 33 años que se retirará en octubre de este año, en el ATP de Estocolmo, después de 14 años consecutivos finalizando la temporada dentro del Top 100.

SLLA6844
Nieminen y un futuro hobby para cuando ya esté retirado. / Ph: Sergio Llamera.

Tanto Vesely como Nieminen coinciden en que los nuevos tenistas vienen en tamaño XXL y que, en consecuencia, son grandes sacadores, aspecto que hace que los peloteos sean más escuetos. También, los “pequeños gigantes” cada vez tienen mejor movilidad y su contextura física no es una limitación. Para el argentino Facundo Bagnis, Top 100 hasta hace unas semanas atrás, el tenis es más aburrido. Las razones que argumenta radican en la velocidad de las superficies, el físico y la importancia del servicio. “No soy un especialista de ver tenis y tal vez no disfruto de verlo en la televisión, pero sí tengo el recuerdo pleno de cuando yo lo miraba. Se jugaba a otra velocidad, la pelota pasaba muchas más veces. Me acuerdo la época de Gaudio, Coria, Nalbandian o yendo un poco más atrás, en la década del 90’, era mucho más atractivo el peloteo, el set, el partido. Hoy hay superficies más rápidas, el polvo se está acabando y hay muchos jugadores con un porte físico bastante importante, una altura increíble y que te hacen veinte, treinta aces de promedio por partido. No solo se hace aburrido sino que se hace feo y duro para nosotros que tenemos un juego totalmente diferente a ese”, comenta el santafesino de 25 años que no se siente a gusto con la nueva moda que atraviesa el tour.

IMG_5334 copia
Bagnis. / Ph: Prensa Argentina Open.

Como indicaba Bagnis, los torneos sobre arcilla cada vez son menos. Hace una década atrás, se dedicaban veinte semanas con un total de 25 torneos. Ahora son dieciséis y 22 certámenes. No está en peligro de extinción, pero es cierto que las superficies duras cada vez toman mayor protagonismo en la confección del calendario. Para Albert Ramos, otro de los tenistas amantes del polvo de ladrillo, el tenis atraviesa una crisis de disfrute. Desde su punto de vista, “el aficionado cada vez disfruta menos y se ven puntos más cortos y  saques más fuertes”.

IMG_20150222_185934

“Está muy bien verlo un día, pero cuando lo has visto tres o cuatro días, personalmente, no sé si porque mi juego es más de peloteos largos y de tierra batida, pero me gusta ver tenis así, con peloteos largos y jugadas trabajadas. Pienso que cada vez es menos divertido y algo hay que hacer. No sé exactamente qué, pero sino, al final, se convertirá en saque y nada más”, manifiesta el español de 27 años que abre un nuevo debate en este informe. ¿Existen alternativas para que el tenis no sea dominado por la potencia?

45bb88be2247f779d65df780c426434c
Albert Ramos.

SOLUCIONES

“Hay una tendencia en el tenis a que cada vez se pegue más fuerte, cada vez se piense menos, y eso es un problema”, decía el español Rafael Nadal durante el pasado Australian Open. Su tío y entrenador, Toni Nadal, a partir del dicho de su sobrino, puso en la mesa de debate la posibilidad de acortar las raquetas para que estas despidan menos. “En el golf, cuando los palos desprendían más potencia, impulsando la bola más lejos, alargaron los campos. En tenis no puedes alargar la pista, pero hay otra solución mucho más simple: si la raqueta fuera más pequeña, probablemente la cosa cambiaría”, dijo Toni en esta nota.

rafael-nadal-australia-open-spain-tennis-atp_8uwt1j4jw0fjzccb7mau854s

Otro balear, en este caso Albert Ramos, actual 68 del ranking, se refirió a ese asunto: “Lo veo complicado porque todo el mundo que tiene una raqueta de tenis la tendría que cambiar. Ahora hay mucha gente que ha comprado. Los jugadores la tendrán muy fácil porque las marcas se las dan, pero cualquier aficionado que quiera jugar bajo la normativa del momento sería complicado y tendrían que gastar mucho dinero para cambiar la raqueta”.

“Otra solución es subir un poco la red, jugar con un solo saque. El otro día leí eso, que el presidente de la ITF (Francesco Ricci Bitti) quería hacer una prueba de jugar con un saque. Se podría probar. Muchos no estarían de acuerdo, pero tampoco soy nadie para decir lo que hay y que no hay hacer. Simplemente pienso que este deporte está cada vez más rápido y no me gusta”, manifiesta el catalán.

ten

“El tenis cambió mucho en los últimos años. Hay muchos jóvenes que sacan cada vez mejor. Va a ser muy rápido. No sé si habrá alguna posibilidad para cambiar eso con raquetas o algo, pero ahora está duro. En los próximos tres, cuatro años seguro no va a haber ningún cambio”, relata con poco optimismo el romano Lorenzi.

getty lorenzi
Lorenzi. / Ph: Getty images.

”No es un tema de talento. Es un tema de materiales, de raqueta, de velocidad. Cada vez la gente es más alta, con lo cual el saque cada vez tiene más impacto. El circuito ha dictado que cada vez hay más torneos en pista dura y menos en tierra”, decía Nadal, catorce veces campeón de Grand Slam. El mallorquín, un jugador al cual nunca le fue agradable competir frente a los denominados “tirabombas”, es consciente de las potentes generaciones que se avecinan. “No soy nadie para opinar y a mí como espectador no me entusiasma. Habría que preguntar a los espectadores si es lo que les gusta para el futuro de nuestro deporte. Y eso lo tiene que preguntar la gente que hace que este deporte siga siendo grande”.


Claro, esto tampoco le gusta a Rafa.

LA NUEVA ARMA, LA DEVOLUCIÓN

Al observar un entrenamiento de un tenista profesional, la devolución es uno de los ejercicios que se pone en práctica. En comparación con la preparación ´que realizaban los jugadores en décadas pasadas, la contestación del saque no era un aspecto esencial. La mejora del servicio llevó a un perfeccionamiento de la devolución, un golpe que anteriormente no era demasiado tenido en cuenta.

image54cb80601cee36.53045910

“Como hay jóvenes que sacan mejor va a haber otros que devuelvan mejor. Es una evolución, como todas las cosas”, señala il bambino (¿) Paolo Lorenzi, también durante su paso por el ATP porteño. “Los mejores de ahora, Djokovic y Murray, son los mejores devolvedores. Creo que esa es la clave. Si todos van a sacar mejor, tú tienes que devolver mejor. Creo que el futuro va a ser eso”, marca el actual 89 del ranking.

Off+Court+2012+Australian+Open+VYfDWYHEohvl
Lorenzi y su análisis mientras le entra a una pizza (?).

“La competición es cada vez más dura. En el mundo hay mejores jugadores y eso lo hace más difícil. Todos sacan mejor, pero también todos devuelven mejor”, cierra el experimentado Nieminen. A pesar que todo apunta a la potencia, la rapidez y la monotonía de los puntos, los mejores del mundo son aquellos que más armas tienen. En la variedad de golpes está la diferencia.

Schwank: “Todavía siento que el tenis me debe algo”

15 May

Las paradisíacas montañas suizas de Gstaad fue el escenario de la tragedia. Una excursión en bicicleta, que combinaba entrenamiento, relajación y la admiración de majestuosos paisajes, terminaría marcando el destino de Eduardo Schwank. Mientras el grupo de tenistas y entrenadores disfrutaban  un día distinto en la monótona rutina de los jugadores, la rueda delantera de la bici del roldanense agarró un pozo que lo desestabilizó, lo hizo volar y caer sobre su brazo izquierdo, causándole múltiples fracturas. Ése mismo pozo lo tuvo cautivo durante diez meses de inactividad. La vuelta  fue en el Future cordobés disputando en Villa María. Allí, Schwank arrancó de cero, sin puntos ATP, como cuando apenas era un joven que aspiraba con ser profesional. Ahora, a los 29 años, el objetivo radica en volver a sentir esa adrenalina que solo da la competencia. “Todavía siento que el tenis me debe algo”, dice.

DCIM105GOPRO

Durante aquel pozo de diez meses, donde tuvo que recuperarse de múltiples fracturas en la muñeca, el codo y la clavícula, la cabeza de Eduardo Schwank disparó hacia varios lados. Pisando los treinta años, con varias operaciones en su muñeca (una hace dos años y otra en enero), pensó en dejar el tenis. La semana pasada, durante su primer torneo desde el obligado parate, las sensaciones de volver a sentirse tenista fueron extrañas. “Se te pasan muchas emociones, hacía bastante que estaba afuera. Tanto tiempo de recuperación, kinesiólogos, médicos… Creo que jugué muchos partidos en uno. Tenía mucha ansiedad por entrar a la cancha. No entré muy bien. La cabeza no estaba tanto en el partido, sino en todas las cosas que conllevaban ese match”, le comenta Schwank a EfectoTenis sobre el duelo de primera ronda ante Tomás Reche, de 16 años.

IMG_9506
Entrenando junto a su coach German Gaich, un conocido del blog.

Paradójicamente, en se mismo partido, ambos jugadores buscaban su primer punto en el ranking. Reche, proveniente de la clasificación y rival de Schwank, ansiaba inscribir su nombre y apellido en el ranking ATP. El santafesino, también. En su vuelta al circuito perdió todas las unidades que conformaban su colocación en el escalafón mundial. Distintas realidades, pero los dos desde cero. “Todavía no estoy pensando en sacar tantos puntos ATP. Era jugar y tener esa adrenalina de nuevo que siente un tenista o cualquier deportista durante la competencia”, señala el ex 48 del mundo.


Producción de EfectoTenis durante la estadía en Córdoba.

A pesar de ocupar su inusual tiempo libre en actividades que disfrutaba, como trabajar en su Fundación y dar clases en su Academia de tenis, Schwank nunca logró suplir las sensaciones que se advierten en la previa de un partido, o lo que se experimenta durante el juego. ”En ninguno encontré esa adrenalina que sentís antes de entrar en una cancha de tenis o durante la competencia. Éso fue lo que me llevó a estar de vuelta. Se me pasó muchas veces por la cabeza largar el tenis. Esas cosas que hice no me llenaron y hoy estoy intentando. Creo que tengo la energía suficiente para afrontarlo, por lo menos por el tiempo que sea y me sienta jugador de tenis”, relata con sinceridad.

IMG_9516

Luego de vencer por 6-4 y 6-0 a Reche, en segunda ronda sería el turno de enfrentar a Tomás Lipovsek Puches con quien perdió en sets corridos. Sin embargo, el medallista Panamericano en Guadalajara 2007 no se desespera. “Es una semana arrancando una carrera de cero. Sé que no es fácil. Hoy, más que nada, los objetivos pasan por estar bien físicamente, que no me haya molestado el brazo, el codo y la muñeca, que durante las últimas semanas molestó un poco. Después, el tenis, a medida que vaya pasando el tiempo irá apareciendo o por lo menos es lo que espero y por lo que estoy trabajando”.

entrevistas-canchallena-2035776w620
Ph: Canchallena.

La vuelta en los Future, el primer escalón del profesionalismo, no lo desanima. Los anillos no se le caen. Entrenar en la cancha contigua a la de un socio del club cordobés, cobrar alrededor de 900 pesos por su participación, tener que pagarse su hotel, no tener traslados incluídos, son cosas que no lo afectan. Schwank entiende que es un nuevo punto de partida. Si quiere volver tendrá que ponerse el overol, agarrar el pico, la pala y trabajar. “Si hay algo que me caracteriza es la humildad. Todos me dicen que me la tengo que creer un poco más. Para mí esto es estar arrancando una carrera totalmente de cero. De nuevo. En algún momento, la experiencia me va ayudar. No tengo puntos ATP y me lo estoy tomando de esa manera. Entreno todo el día como un chico de dieciséis, diecisiete años. Ojalá que el día de mañana me pague con una buena recompensa”, manifiesta el “Gordo”, integrante del equipo argentino de Copa Davis en diez series.

115486
El Hi-Five de Nalbandian y Schwank durante la Copa Davis.

Como cuando estas alejado mucho tiempo de tu familia, de tu novia, o de tus amigos, volver a vivir esos momentos con ellos se disfruta el doble. Valorar lo que tenemos, a veces necesita de un empujoncito. En el caso del argentino ocurre algo parecido. “Con esta edad valorás muchas cosas fuera de la cancha. Lo que vale todo. Más, después de estos meses en los que estuve fuera. Ves otras realidades”.

A partir de esta doble o triple valoración de las cosas, Schwank aprovecha para generar nuevas motivaciones. En esta inédita coyuntura, los objetivos se alejan del dobles –donde llegó a ser 14 del mundo- y apunta al singles, una cuenta pendiente. “Siento que todavía puedo lograr muchas cosas con el tenis. Todavía siento que el tenis me debe algo, más en la parte de singles. En los últimos años, por una cuestión u otra, me fue muy bien en dobles. Por jugar Juegos Olímpicos y Copa Davis, que eran dos objetivos muy grandes, me dediqué un poco más al dobles y descuidé el singles. En el dobles siento que logré cosas importantes, con el singles siento que tengo una deuda pendiente. También es un poco el orgullo mío de querer lograr algo más en singles”.

Argentina's Eduardo Schwank and Colombia's Juan Sebastian Cabal (L) pose with their trophies after loosing against Canada's Daniel Nestor and Belarus's Max Mirnyi at the end of their Men's double final match in the French Open tennis championship on June 4, 2011 at the Roland Garros stadium in Paris.    AFP PHOTO / MIGUEL MEDINA (Photo credit should read MIGUEL MEDINA/AFP/Getty Images)

Junto al colombiano Juan Sebastián Cabal, finalistas de Roland Garros 2011.

EL RELATO DE LA CAÍDA EN SUIZA

“No fue nada de otro mundo. Éramos muchos jugadores y entrenadores. Subimos en teleférico a una montaña en Gstaad, un paisaje hermoso. Era una especie de entrenamiento y paseo. Ése día había perdido en el dobles, con Granollers, habiendo tenido match points. Fuimos y descendiendo en bici me aparece un pozo que no lo veo, la rueda de adelante se me mete adentro y volé. Caí con todo el peso sobre el brazo izquierdo y tuve las tres fracturas”.

DCIM105GOPRO

ALGUNOS ANTECEDENTES

Los ejemplos de otros tenistas que lograron sus mejores resultados en los últimos años de su carrera inspiran a Schwank. “Hay muchos ejemplos y fui viendo cada uno de ellos. Está el de Charly Berlocq que se operó la muñeca y estuvo un año y medio afuera, y a la edad que tiene está teniendo sus mejores años; Machi González que en su mejor momento se rompe la rodilla y estuvo mucho tiempo afuera y ahora es Top 100 nuevamente; Pablo Cuevas, un ejemplo increíble, después de dos años, con dos o tres operaciones y hoy está en un nivel muy bueno. Después tenés otro tipo de jugadores como (Lleyton) Hewitt, Tommy Haas, en un nivel mucho más alto, pero que con muchos años siguen en competencia. El trabajo, la humildad y el sacrificio van a hacer que logre algo el día de mañana. Nadie te va a regalar nada, ni en estos torneos. No solo ganás con la camiseta, hay que laburar y lograr un buen nivel de tenis”, aclara Schwank, que desde febrero, cuando se empezó a cuidar en las comidas, bajo siete kilos. Según él, todavía le falta bajar cuatro.

1320720516_2011R01Schwank

Había una vez en Villa María…

9 May

En el Sport Social Club de Villa María, los resultados y los campeones ya están. Por el lado de las chicas, el Women’s Circuit que repartió 10.000 dólares en premios quedó en manos de la chilena Fernanda Brito, que superó a la juvenil argentina Julieta Estable. En la rama masculina, el cordobés Franco Agamenone consiguió el primer título profesional de su carrera al vencer a Hernán Casanova. Sin embargo, más allá de los resultados, las historias que sucedieron en la localidad cordobesa son las que perdurarán en la memoria de EfectoTenis. Cinco historias propias del primer escalón del profesionalismo, un mundo lleno de técnicas para ahorrar dinero. Un universo repleto de particularidades que hacen honor al denominado “tenis pobre”. 

IMG_9551

EL COACH QUE VOLVIÓ A SER TENISTA POR UN RATO

Después de cinco años desde su retiro, Germán Gaich, ex jugador y actual coach de Eduardo Schwank, volvió a sentirse tenista. Paradójicamente, entrenador y pupilo eligieron el mismo torneo para su vuelta. En el caso de Schwank, quien hace poco menos de un año sufrió múltiples fracturas mientras andaba en bicicleta en Suiza, durante el torneo de Gstaad, la vuelta fue después de diez meses. Para Gaich volver a jugar es algo pasajero. Él dejó de ser profesional hace media década. En Villa María, ciudad de donde es oriundo, el ex tenista de 28 años probó suerte en la clasificación del Future celebrado en el Sport Social Club, institución donde aún da clases. Allí, el “jubilado” pasó la qualy.

IMG_9518
Su mejor ranking fue 740° ATP, en 2009.

“Cada vez que el torneo se realizaba acá me tocaba estar de viaje o trabajando fuera de casa. Este año me tocó en Villa María, así que saqué la raqueta y me divertí un poco”, relata Gaich, quien tuvo que pagar los sesenta dólares del  IPIN (número de identificación ante la ITF, una especie de DNI del tenis), requisito indispensable para jugar un torneo profesional.

“Entrenado para jugar, no. Uno siempre está en la cancha, con los chicos, pero estaba totalmente fuera de ritmo. Físicamente mal, pero anduve mejor de lo que creía”, señala Gaich, que en la clasificación venció a Agustín Ozcoidi, Mauricio Pérez Mota y, en la última ronda de la fase previa, a Gonzalo Lavaselli. Tres partidos en tres días. Todo ésto cinco años después de su retiro. Le dolían hasta las muelas (?).

IMG_9506
Schwank, bajo la mirada de Gaich.

El martes, una vez en el cuadro principal del Future de Villa María, Gaich sintió el trajín de varios partidos en el desacostumbrado lomo. “En primera ronda venía jugando muy bien hasta el 5-3 donde tuve set point. Se me escaparon un par de bolas. El físico venía muy tocado durante esos días. Se me fue 7-6 y para el segundo quedaba poco resto. Seguí luchando pero sin intensidad”, manifiesta sobre el match que perdió ante Gustavo Vellbach por 7-6 y 6-2.

“Terminaba el partido y me internaba en la sala de kinesiología. Una hora mínimo. Ni en la época de jugador hacía eso. Acá me dolía todo. Todo, todo. Espalda, brazos, piernas. Me acostaba a dormir a las nueve de la noche, algo que no realizaba hace más de diez años”, describe con humor el cordobés.

IMG_20140621_090404

“Es raro, pero es lindo. Para nosotros, los ex jugadores, esos momentos de adrenalina, de sentir esa presión de la competencia, es lo que se extraña un poquito. Se disfrutó y sufrió. Por más que ya estaba  relajado y uno lo juega para divertirse, en ese momento, no querés perder”, le comenta a EfectoTenis el ex entrenador del bellvillense Pedro Cachin.

“Uno sigue ligado al tenis y ahora estoy en la etapa de entrenador. La adrenalina está. Fuera de la cancha. No es la misma, pero se sufre. Muchas veces terminan los partidos de los chicos que estoy entrenando y termino cansado como si hubiese jugado”, cierra Gaich, que en su Villa María jugó un rato a ser tenista.

983959_10151859220195116_1983392108_n

ANA GOBBI, ENCORDAR RAQUETAS PARA GANARSE UNOS PESOS

“Llevo la máquina a los torneos. De paso, ya que me encuerdo mis raquetas porque sino me sale muy caro, también les encuerdo a otras chicas. A las que me pidan. Les cobro menos de lo que sale en el torneo”, dice con simpleza Ana Victoria Gobbi, tenista argentina de 18 años que consiguió fabricarse su “changuita” durante los torneos. El objetivo conseguir dinero para solventar la carísima carrera.

1461790_10202198878236223_702159269_n

“Hace dos años me compré la máquina. Arranqué sola. Hacía cualquier cosa. La primera vez, la raqueta quedó con dos cuerdas menos, un desastre. Después, en un torneo, me enseñó una chica y de los errores fui aprendiendo”, comenta Gobbi, campeona de dobles en Villa María.

“Como acá sale caro, ellas me dicen, ‘che, ¿me encordás?’ Yo les cobro la mitad o menos. Les conviene a ellas y también a mí”, señala la comerciante tenista que vio el nicho donde podía sacar provecho. Agarrate Luis Pianelli (?).

MARIANA DIAZ OLIVA Y SUS CHICAS APUESTAN POR EUROPA

Una de las misiones imposibles con la cual convive el tenis femenino sudamericano es realizar una gira sin interrupciones. Hasta ahora, el Women’s Circuit celebrado en Villa María fue el segundo del año, y no hay otro dentro del calendario ITF 2015. ¿Qué hacen las chicas entonces? La respuesta está en quién tiene la billetera más gorda.

Algunas deciden jugar los torneos Haciendo Tenis (no otorga puntos WTA), donde ganan algo de dinero y sobre todo no pierden el ritmo de competencia. Otras apuestan a Brasil, la gran potencia de la región. Y las últimas, obviamente en menor cantidad, rompen el chanchito, sacan la chequera, levantan el colchón (?) y viajan hacia el Viejo Continente.

IMG_5171
Farfán, Díaz Oliva y Estable.

Mariana Díaz Oliva, ex jugadora y actualmente entrenadora en Banco Nación, club ubicado en Vicente López, es una de las formadoras que apuesta por el futuro de las jóvenes tenistas argentinas. Díaz Oliva -42° WTA en 2001- entrena a Julieta “Tita” Estable (15° ITF), Ailén Crespo Azconzabal, Daniel Farfán y la encordadora (?) Ana Victoria Gobbi. Éste jueves, el grupito viaja a Europa donde disputarán algunos torneos en Croacia, Serbia y Rumania, países más baratos para la supervivencia.

Principalmente, la bonaerense de 39 años cree que sus jugadoras deben tener la chance de probar. La oportunidad de ver si se aguantan tres meses de gira. La ocasión de mejorar. “Es una gira para ganar experiencia y hacerse fuerte”, señala Díaz Oliva que charló largo y tendido con EfectoTenis.

http://www.ivoox.com/player_ek_4469172_2_1.html?data=lZmjm5abdo6ZmKiakpeJd6Klk5KSmaiRdo6ZmKiakpKJe6ShkZKSmaiRkcLmysbbw5CorcLujLTZy9vFcYarpJKyyMrHuNDIxtPW1ZKJe6ShlQ%3D%3D&

Mariana-raqueta-sigue-extension-brazo_ZONIMA20111206_0080_11
Ph: Clarin Vicente López.

PEPE LORCA, COACH Y RETRATISTA

Si decimos que en el mundo Future hay de todo, créanlo. Es así. En el restaurant del Sport Social Club de Villa María, el coach de la Academia de Parque Norte, “Pepe” Lorca, dibuja. Pepe no ilustra cualquier cosa. En la mesa donde hace un rato unos desvencijados viejitos conversaron fervientemente del Superclásico del fútbol argentino, Lorca le hace honor a su otra profesión, la arquitectura.

IMG_9561
Juan Ignacio Ameal.

El actual coach de Juan Ignacio Ameal, Mariano Kestelboim, Valentino Caratini, entre otros, trasladó los diseños de coches, muebles y casas que hacía como arquitecto para hacer retratos de tenistas. Un pasatiempo que lo distrae en las giras.

IMG_9562
Tita Estable.

“El primero que se parecía un poco fue uno que hice de Cortázar”, confiesa Lorca, quien anteriormente realizó 200 fallidas caras de la revista “Cosmopolitan”. Y agregaba: “Si puedo enseñar tenis, también puedo aprender a dibujar retratos”.

IMG_9566
El retrato de la brasileña Carolina Alves Meligeni.

FINALISTA CON SOLO UNA RAQUETA

Hernán Casanova, uno de los finalistas del Future de Villa María, definitivamente debe tener un record para agregar al libro de los Guinness: llegar a la final de un torneo profesional usando tan solo una raqueta. Lo más llamativo –o no, pensando que son Futures, es decir, el “tenis pobre”- es que no lo hizo por elección, por cábala, sino porque era la única que tenía.

IMG_9560
Casanova y su única raqueta.

“Vengo de jugar en Chile y tenía una raqueta. Va, tenía tres, pero solo una bien, las otras estaban viejas, vencidas porque ya las tenía hace tres años. Volví de allá y me iban a dar una nueva, pero no tenían (usa una medida más corta que la convencional). Un amigo me prestó una, pero era dos modelos anteriores. La otra estaba arreglada”, le dice a EfectoTenis “Herni”, de 21 años, quien por dentro debe rezar diez Ave María y quince Padre Nuestro para que no se le corte el encordado (?).

DCIM105GOPRO

Agamenone y Casanova, luego de disputar la final del singles.

Además, el rebusque de Casanova es admirable. Las raquetas “se las dá” Babolat; la ropa, una amiga de su madre que trabaja en la firma deportiva Topper  y de vez en cuando le saca alguna que otra pilcha. Mientras que los viajes los cubren “mamá, papá, la familia”. Así y todo fue finalista del Future de Villa María. Ganas.

Señores tenistas

8 May

“Señor, se podría correr así ubico el cochecito”, me dice una madre que quiere estacionar el carrito que traslada a su bebé. Por la tonada parece ser colombiana, ecuatoriana o algún otro gentilicio terminado en “ana”. Ella luce unos espejados lentes RayBan que me impiden observar su mirada. Quiero verla. Me llamó “señor”.  Con una sonrisa asiento y me paso a la silla contigua. Por dentro, en mis pensamientos, me doy cuenta que no soy tan joven. Tal vez será el bigote mal formado que me avejenta, o el exceso de educación de aquellos países en los cuales a todos llaman “señor”. Cómo saberlo. Más tarde, atontado por este mínimo hecho, descubro la realidad. Todos los chicos y chicas que participan del Sudamericano Sub 14 que se disputa en El Clú nacieron en el 2001 y 2002. Generaciones de tenistas que ya son parte del nuevo milenio y nos hacen sentir “señores”. Adelante a los jugadores dosmilsosos.

1908209_817383101648850_3475568302607562350_n

Algo que distingue el comienzo del nuevo siglo es el avance de la tecnología. Dentro de los hábitos que comparten estos primerizos adolescentes de 13 y 14 años que buscan clasificar al Mundial de su categoría -que se disputará en Prostejov, República Checa- son los dispositivos electrónicos que los absorben por completo.

Detrás de una de las canchas del confortable predio de Saavedra, dos chicas bolivianas comparten auriculares. Ellas dos, que se distinguen del resto por su uniforme deportivo que luce los colores de su país, parecen ver en su smartphone una serie o película. Su otra compañera –son tres jugadores o jugadoras por equipo- está compitiendo contra una diminuta chica peruana. La dupla de los auriculares sigue en su mundo de pantalla de led.

11194620_820135284719203_14268060256292825_o

“En mi experiencia he trabajado con chicos que no tenían forma de comunicarse con otros amigos y compañeros que estaban haciendo lo mismo en otro país. Por un lado es muy positivo porque hace que los chicos tengan mucha más información y estén conectados con todo el mundo. Por otro lado, a veces ellos no saben manejar esos tiempos de comunicación y se la pasan todo el tiempo con el celular. En vez de estar concentrados, trabajando en algo concreto, están perdiendo tiempo en redes sociales y demás. Antes los teníamos más tiempo en cancha, en el club, jugando a la pelota y otras cosas”, le dice a EfectoTenis Marcelo el “Negro” Gómez, formador de Juan Martín Del Potro y Juan Mónaco, entre otros talentos tandilenses surgidos en el Club Independiente de Tandil.

delpo-gomez
Gómez y un Delpo pelilargo.

El “Negro”, lejos de quedarse con la estigmatizada frase de “antes era mejor”, se aggiorna a los cambios en la comunicación que tiene como producto a la hiperconectividad. “Son cambios que vienen con la nueva era de las comunicaciones y tenemos que estar a la par. Asesorar a los chicos que el celular es algo importante en lo que respecta a la comunicación, pero al momento de trabajar es primordial hacerlo como lo hacíamos antes”, agrega el experimentado formador que trabaja en el área de Desarrollo de la Asociación Argentina de Tenis, actualmente dirigida por Daniel Orsanic, también capitán del equipo argentino de Copa Davis.

………………………………………………………………………………………………………………………………………………

Mientras el argentino Alejo Lingua ultima detalles en su segunda presentación en el Sudamericano, su compañero Thiago Tirante ya luce concentrado para saltar a la cancha. El lungo platense de 14 años, número uno del ranking COSAT (Confederación Sudamericana de Tenis), realiza el precalentamiento. Al finalizar el match de su compatriota, Tirante va a los vestuarios. Allí cambia su ropa, ajusta los auriculares a sus orejas, carga el raquetero en sus hombros y emprende el camino hacia el court.

11196292_820828081316590_1525504943342258938_n
Tirante y los preparativos.

Al consumar su contundente victoria, los profesionales y metódicos hábitos de Tirante continúan. Hacer dos católicas señales de la cruz, señalar al cielo, sacarse la gorra, saludar a su rival, capitanes, umpire y compañeros de equipo. Después es tiempo de charlar con el capitán argentino del equipo de varones, Ignacio Asenzo, y con su entrenador, Luciano Benincasa. En la concentración radica su ambición. Ser profesional es el objetivo. “Lo que ellos hagan en el tenis va a depender de su trabajo, de las cosas que dejen, de lo que ellos mismos aporten. En definitiva, ellos serán los que decidan si van a jugar o no”, aclara Gómez.

11174438_817996001587560_6977109380808800133_o
Las chicas argentinas y el festejo a lo hermanos Bryan.

Sin embargo, el objetivo del equipo de Desarrollo “es formar personas antes que tenistas”, más aún en estas competencias de menores donde la personalidad de los chicos está en proceso de conformación. “Es empezar a trasmitir a los papás que la idea es tomar al tenis como un deporte formador. No solamente buscar resultados, que sea campeón o número uno. También tener en cuenta que el tenis forma el carácter, personas, chicos que aprenden a convivir con el error, con situaciones adversas donde tienen que luchar o manejar un score que a veces es adverso. Cualidades que se van a llevar amén de que sean o no sean campeones del tenis”, manifiesta Gómez, quien también entiende que muchos de los participantes tal vez queden en el camino. En esos casos, el Sudamericano será una experiencia de vida que los formó como seres humanos. “Esta etapa es fundamental. El día de mañana el que no se dedique al tenis podrá comentar y recordar que participó del Sudamericano en Buenos Aires, que viajó con su equipo, que representó a su país. Es una experiencia que muy pocas veces se puede repetir. Ojalá los padres, los dirigentes y nosotros entendamos que realmente lo que les queda a los chicos es esto. Y si finalmente sos un gran campeón, también te vas a acordar de esta parte”.

11148497_817382954982198_609415170402752608_n

EL ROL DE LOS PADRES

Para aquellos que no hayan leído la biografía de Andre Agassi –que fervientemente recomendamos-, durante los primeros capítulos del excitante libro, el ex tenista estadounidense relata la fuerte presión que ejercía su padre. Éste iraní, finalmente radicado en el desierto de Nevada, exigía atrozmente al pequeño Andre que nunca fue consultado si tenía la voluntad de jugar al tenis. El sueño de su padre fue trasladado a su hijo menor, quien durante su niñez odió estar dentro de la cancha que su propio padre había construido en el fondo de su casa.

141224125218_tenis_sharapova_624x351_getty
Little Andre.

Más allá de este ejemplo, la idea de la AAT es la de contener e informar a los padres, actores fundamentales en la formación del tenista. “La idea de la Asociación es bajar información. Tratar de explicarles lo qué es ser padres de un tenista, trasmitir la experiencia que nosotros tenemos habiendo visto a cinco o seis generaciones de familiares de tenistas. Comentarles que en ese transcurso de la vida de los chicos, la parte de Junior es lo más lindo que hay. Tienen que aprender a divertirse, deben apoyarlos, pero a la vez contenerlos como padres y dejar que los entrenadores realicen el trabajo de formación deportiva”, enfatiza Gómez. Mientras que agrega: “El papá, junto al entrenador y jugador, son las tres cosas más importantes que hay en el proyecto tenista”.

 11205108_817995138254313_5205165884519569377_n

EQUIPOS ARGENTINOS

Mujeres: Maia Haumuller, Jazmín Ortenzi y Ana Geller. Capitana: María Emilia Salerni

Varones: Thiago Tirante, Juan Manuel Cerúndulo y Alejo Lingua. Capitán: Ignacio Asenzo.

11188464_817984784922015_5337421959371829899_n

Fotos: Prensa AAT / Hans Ruhle y NotiTenis.